Sin soluciones, vecinos autoconvocados reclamaron por el estado de la Ruta 9.


Vecinos auto-convocados de Armstrong y Tortugas siguen a la espera de la re-pavimentación del tramo de la Ruta 9 que pasa por sus localidades.

El pasado sábado el reclamo se vistió de color ya que vecinos habían llevado sobrillas, había agua en los baches donde los mismos remojaban sus pies debido al intenso calor, trabajaron en cartelería, a pesar de varios pedidos formales y con cortes de ruta, no han sido escuchados por vialidad nacional. El deterioro de la calzada provoca dificultades de circulación y un peligro constante para los conductores.

En cuanto a los arreglos, aún no se registran novedades relacionadas con la restauración de la calzada y la impaciencia e impotencia aumenta.

Fernanda Saldaña, vecina autoconvocada expresó: “ Y se sigue firme…. manifestando nuestro mal estar por el calamitoso estado de la ruta 9.  Vialidad Nacional  por favor pongan sus ojos y su trabajo sobre esta ruta que nos está matando”.

La calzada permanece  totalmente destruida, pasan muchas cosas a menudo. El mal estado hace que uno pierda el control del auto y es algo que no debería estar pasando. Vecinos autoconvocados aseguran que va a  seguir reuniéndose  y haciendo ruido hasta que los  vean y escuchen.

“ Los carteles colocados no alcanzan, nosotros ya visibilizamos las partes rotas porque transitamos hasta cuatro veces por día”, expuso un vecino.

Graciela De la Casa/ Diario Armstrong y Region.

Fotografías: Fernanda Saldaña.