Cañada de Gómez. Crecen las quejas por el estado de la terminal de ómnibus.


terminal-1El actual edificio sigue en absoluto deterioro y el municipio aún no presentó un proyecto para su futuro emplazamiento. Mientras tanto, los usuarios del servicio de transporte público siguen sufriendo múltiples padecimientos.
FUENTE: PERIODICO EL INFORME DE LA CIUDAD (CAÑADA DE GOMEZ)
Luego de tantas promesas y propuestas que se van cayendo con el correr del tiempo, la ciudad aún no cuenta con un predio donde esté destinado erigir de forma definitiva su Terminal de Ómnibus. Y a pesar de que hace varios años que el convenio firmado entre el Centro Económico de Cañada de Gómez con la Municipalidad de la mencionada ciudad enmarcados en las Ordenanzas Nº 1186; 4712 y 6325 se encuentran caducos. En tanto que el Centro Económico sostiene estos convenios de “palabra”, puesto que están vencidos; simplemente porque pretende esperar a que se encuentre una solución inmediata para este tema que mantiene en vilo a toda la comunidad. Por lo tanto, al no renovarse los contratos, todo se halla en absoluto estado de irregularidad, precariedad e ineficiencia por parte de las autoridades y sus responsables.
En recorrida por donde se está improvisando la Estación de Ómnibus actualmente, pudimos dialogar nuevamente con Emiliano Benítez, uno de los responsables de las empresas que prestan el servicio de transporte de pasajeros, en referencia al estado calamitoso del lugar. Benítez dio su testimonio reclamando soluciones urgentes en varias oportunidades e incluso recibieron reprimendas. “Hubo un llamado de parte de la intendenta recriminando lo que habíamos dicho” señaló en la última entrevista el que hicimos para este medio. Benítez también recordó aquel reportaje y recalcó que desde ese día jamás volvió a tener noticias del asunto. Ni siquiera se realizaron reuniones ni se lo ha notificado de ninguna situación, a pesar de las promesas mismas de la mandataria municipal de celebrarse nuevas reuniones para dar definición a estas cuestiones.
“Está bastante deteriorado el lugar, todo se viene abajo, no hay seguridad y la gente no tiene lugar donde resguardarse para esperar el colectivo. Trabajamos todos muy incómodos y se nota en la atención, porque algunos al trabajar incómodos, no presentan mucha paciencia para todo” reiteró Emiliano.

ESTADO
Luego de contemplar la estructura edilicia de la estación de ómnibus de nuestra localidad, pudimos constatar que aún continua en estado de precariedad, amontonamiento y descuido. No se ven nuevas refacciones o intentos de ordenamiento puesto que aún están cubiertas con un chapadur las entradas principales del gran salón central y están clausurados los ingresos a distintos sectores. Los comercios ubicados en el lugar están trabajando de manera inhumana: no cuentan con accesos cómodos, ni vidrieras ni cartelería ya que están colocadas estas improvisadas estructuras para impedir el ingreso a las antiguas dependencias. Incluso el cielorraso desde hace años continua cayéndose y aún no fue reparado. Además la nomenclatura sobre el alero que anunciaba la Estación de Ómnibus de Cañada de Gómez y que hasta hace días tenía faltantes de algunas letras ya no cuenta con ninguna de estas. El panorama total del predio es calamitoso y prácticamente vergonzoso. Esta es la imagen que da Cañada de Gómez en plena temporada estival.

USUARIOS
Los usuarios siguen incansablemente efectuando sus reclamos y quejas ante el mal estado del edificio. No hay un sitio acorde para que los viajeros puedan resguardarse del azotamiento climático, además de varios riesgos sobre el estado que presenta el inmenso alero, que hoy en día sólo funciona como una gran garita. Las ventanillas de despacho de boletos están ubicadas sobre las dársenas, fomentando el amontonamiento de pasajeros que esperan los coches. Estas oficinas son muy pequeñas y sus empleados están hacinados. Incluso debieron hacer sus propias instalaciones de aire acondicionado para poder realizar sus labores en mejores condiciones.

POSTURA OFICIALISTA
A pesar de que los funcionarios del gabinete de Clérici hablan cada semana sobre la Estación de Ómnibus, nunca se ve el comienzo de nada y ni siquiera mencionan fechas concretas ni espacios definidos. Todo es un profundo desconcierto para la comunidad y mucho más para los usuarios, ya sean trabajadores, estudiantes o viajeros.
Y en declaraciones realizadas esta semana, la propia intendenta Clérici sólo atinó a expresar vaguedades e indefiniciones, lo cual demuestra el grado de desconcierto que hay: “se analizaron once terrenos y estamos viendo cuál es la alternativa. Hubo reuniones con el Colegio de Arquitectos pero acá lo que tenemos que definir es qué queremos: si un lindo edificio o algo que sirva para la gente. Pero sirve que casi 100 colectivos ingresen por calle Marconi pasando frente al Jardín de Infantes, ADEO, o sea una zona densamente poblada para ir en proximidades de la Estación de Trenes… por eso hacer la Terminal por la Ruta 9 es determinante”.

PROPUESTA RADICAL
En busca de mayor información sobre este tema consultamos al bloque del FPCyS – UCR y el edil Fernando Mauroni expresó al respecto: “nosotros insistimos con la Estación Polimodal. Esto se trata de una estación de trenes y de colectivos en una misma área para poder ahorrar en un montón de esfuerzos que tiene que hacer el Estado. Entonces, para nosotros la mejor opción es que la estación de trenes esté en complemento con la estación terminal de ómnibus. Nosotros ya hemos propuesto esto como alternativa pero el Ejecutivo ha hecho caso omiso a las opciones que ha ofrecido la oposición. De todas formas estamos esperando que el oficialismo dé algún dato respecto del asunto para poder actuar en consecuencia ya que no hace caso a las opciones que propone la oposición”.