Presidente de la región y su comisión rechazaron el aguinaldo y recortaron gastos


El jefe comunal de una localidad de la región tomó una decisión apoyado por el resto de su equipo político. Ninguno de ellos cobró el aporte económico en concepto de aguinaldo. Además, decidieron terminar con los gastos para volcarlos en inversiones.

Se trata de la localidad de Correa cuyo presidente comunal fue noticia días atrás por ser el más joven de la zona, Nahuel Cejas, de 25 años. Hoy, sus acciones lo vuelven a encontrar en el foco de atención reconocido por sus vecinos.

“Los recursos son de todos los vecinos que pagan los impuestos. Consideramos que no puede haber gastos, una cosa es inversión en salud, en educación, cultura, obras publicas, en lo social sin hacer clientelismo, yo creo que los recursos tienen que estar puestos allí, en lo que es esencial para que una comunidad mejore, y no en un gasto”, detalló.

En relación al aguinaldo que decidió no cobrar junto a su comisión, indicó: “Nuestro gabinete no está con un contrato, cobra sus honorarios y cada uno se paga su obra social y su aporte jubilatorio y muchos de ellos cobran por debajo de lo que cobra un empleado que recién inicia”.

Cejas indicó que fue una medida sugerida por él y acatada por todos entendiendo que las prioridades son destinar esos fondos a educación, sostener el SAMCo, espacios públicos, cultura gratuita, entre otros. “Invertir en hacer un pueblo mejor. Yo creo que eso lo entendemos todos, el presidente, la comisión y también todo el personal de gabinete”.

En relación al gabinete, expuso: “Le dedican hasta 12 o 14 horas por día porque están full time al lado mío y sin embargo cobran menos que un empleado comunal. Esto parece que esta fuera de la lógica pero es entender que vinimos a administrar los recursos de todos los vecinos y eso no nos da derecho a que nosotros hagamos lo que queremos sin pensar que usamos la plata de los vecinos”.

Sin embargo, no es la única medida tomada ya que en sólo 16 días de gestión se recortó el 65% de gastos en celulares, 68% en telefonía fija, gastos de librería, compra de diarios, comisiones, agua privada, entre otras.

“Entre todos hemos tomado decisiones como por ejemplo que ninguna compra que haga la comuna se haga sin la autorización de presidente y tesorero. No compramos más en cafetería ni para los empleados ni para el gabinete ni para el presidente, cada uno se lleva lo que quiera consumir.
Cuando uno quiere comodidad lo tiene que pagar con su recurso, no con el de los vecinos. Son cuestiones que parecen insignificantes pero cuando analizamos y ponemos en consideración la suma de todos los gastos, al estado le representa”, aseguró.

A su vez, reconoció que lo sorprendió el acompañamiento de los vecinos. “Esas medidas y más las tomamos en base a que tenemos las convicciones de que el estado no puede gastar, tiene que invertir. Estamos para cuidar los recursos de la comunidad, no lo pensamos como un hecho político, estamos convencidos que debíamos hacerlo. Los vecinos nos felicitan”, agregó.

Debido a las medidas adoptadas, en un pueblo como correa de entre 6 mil y 7 mil habitantes, el ahorro es considerable ya que indico: “Nos representa una reducción de gastos de entre 350 y 400 mil pesos mensuales, imagínense en una comuna de más habitantes o en el estado provincial y nacional”.

“Si pretendemos tener una sociedad mejor, tenemos que empezar por casa y en ese caso nuestra casa en la comuna. Imagínense si el estado entiende que antes de aumentar los impuestos al pueblo para seguir sosteniendo gastos, se plantea reducir los gastos, estaríamos mucho mejor como comunidad. Ese es el desafío, entender que el costo de una crisis no la tiene que pagar el pueblo, la tenemos que pagar los políticos. Agradezco a mi equipo de gestión, lo hacemos entre todos”, concluyó.

Fuente: Info Mas.