La policía de la provincia rescató a dos aguará guazú que eran tenidos como mascota en la ciudad de Cañada de Gómez.


En el lugar también se encontraron 14 ciervos y armas de fuego, por los delitos fueron aprehendidas tres personas.

La Policía Comunitaria a través de la Sección Ecológica, especializada en delitos contra animales domésticos, silvestres y autóctonos, rescató en un campo de Cañada de Gómez dos aguará guazú machos eran tenidos como mascotas en forma ilegal.

En el lugar se secuestraron una escopeta calibre 16 y un rifle de aire comprimido, siendo aprehendidas tres personas por infracciones a las leyes nacionales N°14.346 y N°22.421, y provinciales N°4830 y N°12.182, además de la tenencia ilegal de arma de fuego.

En el mismo establecimiento también se constató la presencia de 14 ciervos (6 antílope, 3 dama, 2 colorados y 3 axis).

El procedimiento lo llevó adelante personal del Comando Radioeléctrico de Cañada de Gómez y la sección ecológica de la Policía Comunitaria,  delegación Sur.